Fobias y miedos. Definición y Tipos

Síntomas, tratamiento y Auto-Ayuda para Fobias y Miedos

Casi todo el mundo tiene uno o dos miedos irracionales, por ejemplo a los ratones o a su revisión dental anual. Para la mayoría de la gente, estos temores son menores. Pero, cuando los temores se vuelven tan graves que causan gran ansiedad e interfieren con su vida normal, se llaman fobias. La buena noticia es que las fobias pueden ser tratadas y curadas. Estrategias de autoayuda y terapia pueden ayudar a superar sus miedos y empezar a vivir la vida que desea.

¿Qué es una fobia?

Una fobia es un miedo intenso a algo que, en realidad, representa poco o ningún peligro real. Las fobias y los miedos más frecuentes son a lugares cerrados, a las alturas, a la conducción en carretera, a los insectos voladores, serpientes, etc.. Sin embargo, podemos desarrollar fobias  prácticamente a cualquier cosa. La mayoría de las fobias se desarrollan en la infancia, pero también puede desarrollarse en los adultos.

Si usted tiene una fobia, es probable que se dé cuenta de que su miedo es irracional, pero aún no puede controlar sus sentimientos. Sólo de pensar en el objeto o situación temida puede causarle ansiedad. Y cuando en realidad estás expuesto a lo que temes, el terror es automático y abrumador.

La experiencia es tan angustiosa que que tiene que hacer un gran esfuerzo para evitarlo – muy incómo a ti mismo o incluso te obliga a cambiar tu estilo de vida. Si sufres de claustrofobia, por ejemplo, puedes rechazar una oferta de empleo lucrativo si tienes que subir en el ascensor para llegar a la oficina. Si tienes miedo a las alturas, es posible que tengas conducir unos veinte kilómetros de más para evitar un puente alto.

La comprensión de su fobia es el primer paso para superarla. Es importante saber que las fobias son comunes. Tener una fobia no quiere decir que estás loco! También ayuda a saber que las fobias son altamente tratables. Usted puede superar su ansiedad y miedo, no importa lo fuera de control que se sienta.

Miedo “normal” frente a las fobias

Es normal e incluso útil experimentar el miedo en situaciones peligrosas. El miedo es una respuesta humana de adaptación. Sirve a un propósito protector, la activación de la respuesta automática de “lucha o huida”. Con nuestros cuerpos y mentes alertas y listos para la acción y que son capaces de responder con rapidez y protegernos.

Pero con las fobias el sentimiento de amenaza es exagerada o ni siquiera existe en gran medida. Por ejemplo, es natural tener miedo de un Doberman gruñendo, pero es irracional estar aterrorizado de un caniche que además va con una correa, como podría ser en el caso de que tuviese una fobia a los perros.

La diferencia entre el miedo normal y una fobia
El miedo normal Fobia
Sentir ansiedad al volar a través de la turbulencia o despegar durante una tormenta No ir a la boda de tu mejor amigo, porque usted tendría que volar allí
Experimentar “hormigueo” cuando mira hacia abajo desde la parte superior de un rascacielos o subir una escalera de gran altura Dejar un gran trabajo, porque es en el piso 10 del edificio de las oficinas
Ponerse nervioso cuando vea un pit bull o un Rottweiler Mantenerse alejado del parque, ya que podría ver a un perro
Si te sientes un poco mareado al ponerse una inyección o cuando le extraen sangre Evitar los tratamientos necesarios o chequeos médicos, ya que tienes miedo a las agujas

Miedos normales en los niños

Muchos miedos infantiles son naturales y tienden a desarrollarse a edades específicas. Por ejemplo, muchos niños pequeños tienen miedo a la oscuridad y pueden necesitar una luz durante la noche para dormir. Eso no quiere decir que tengan una fobia. En la mayoría de los casos, les desaparecerá ese temor a medida que se hacen mayores.

Si el miedo que padece su hijo no está interfiriendo con su vida diaria o no le causa una gran angustia importante, entonces hay poco motivo de preocupación excesiva. Sin embargo, si el miedo está interfiriendo con las actividades sociales de su hijo, el rendimiento escolar o el sueño, es posible que tenga que ver a un terapeuta infantil calificado.

¿Cuál de los temores de mi hijo son normales?

Según la Child Anxiety Network, los siguientes miedos son muy comunes y se consideran normales:

  • 0-2 años – Los ruidos fuertes, extraños, separación de los padres, objetos grandes.
  • 3-6 años – cosas imaginarias como fantasmas, monstruos, la oscuridad, dormir solos, ruidos extraños.
  • 7-16 años – Más temores realistas tales como lesiones, enfermedades, el rendimiento escolar, la muerte, los desastres naturales.

Los tipos más comunes de las fobias y miedos

Hay cuatro tipos generales de fobias y miedos:

  • Fobias a animales. Los ejemplos más frecuentes incluyen miedo a las serpientes, miedo a las arañas, miedo a los roedores y el miedo a los perros, entre otros.
  • Fobias al entorno natural. Loa ejemplos incluyen miedo a las alturas, miedo a las tormentas, el miedo al agua y el miedo a la oscuridad.
  • Fobias situacionales (miedos provocados por una situación específica). Como ejemplos tenemos miedo a los espacios cerrados (claustrofobia), miedo a volar, miedo a conducir, miedo de los túneles y el miedo a los puentes.
  • Sangre – Inyecciones dolorosas. El miedo a la sangre, el miedo a una lesión o el miedo a las agujas u otros procedimientos médicos.

Las fobias comunes y los miedos

  • Miedo a las arañas
  • El miedo a las serpientes
  • Miedo a las alturas
  • El miedo a espacios cerrados
  • Miedo a las tormentas
  • El miedo a las agujas y las inyecciones
  • El miedo a hablar en público
  • El miedo a volar
  • El miedo a los gérmenes
  • El miedo a la enfermedad o la muerte

Algunas fobias no se encuentran en una de las cuatro categorías comunes. Estas fobias incluyen miedo a la asfixia, el miedo de contraer una enfermedad como el cáncer y el miedo a los payasos, sobre todo en niños pequeños.

La fobia social y el miedo a hablar en público

Miedo a hablar en público   La fobia social , también llamada trastorno de ansiedad social, es el miedo a situaciones sociales en las que pueda estar avergonzado o sentirse juzgado. Si tiene fobia social puede ser excesivamente tímido y asustado de poder sentirse  humillado delante de los demás. Su ansiedad sobre cómo se verá y lo que otros pensarán puede llevarle a evitar ciertas situaciones sociales que de otro modo disfrutaría.

El miedo a hablar en público, una fobia muy común, es un tipo de fobia social. Otros temores asociados con la fobia social incluyen el miedo de comer o beber en público, hablar con extraños, presentándose a exámenes, mezclándose en una fiesta o salir a contestar en la clase.

La agorafobia (miedo a los espacios abiertos)

AgarafobiaLa agorafobia es otra fobia que no encaja perfectamente en cualquiera de las cuatro categorías. Tradicionalmente se trata de un miedo a los lugares públicos y espacios abiertos, ahora se cree que la agorafobia se desarrolla como una complicación de los ataques de pánico .

Temeroso de sufrir otro ataque de pánico, se siente ansioso por estar en situaciones en las que le sería difícil o embarazoso o donde la ayuda no estaría disponible de inmediato para escapar. Por ejemplo, es probable que evite los lugares concurridos, como centros comerciales y salas de cine. También puede evitar los coches, aviones, trenes subterráneos y otras formas de viajar. En casos más graves, es posible que sólo se sienta seguro en su casa.

Cotinuar Fobias y miedos:

Definición y Tipos

Signos y síntomas

Tratamiento de las Fobias

 

Be Sociable, Share!